fbpx

El menú de Shakeadito para celebrar a mamá

Uno de los días más ajetreados para la restaurantería es el día de las madres. Como muchos sabemos, en México se celebra el 10 de mayo, así que para evitar aglomeraciones te dejamos una idea de menú para que la apapaches como se debe este fin de semana que viene. 

Primero, refréscala con una sangría rosa. Esta bebida es muy fácil de preparar y además puedes hacer en una ponchera, por lo que no habrá necesidad de andar preparando a cada rato. 

Sangría rosa

Ingredientes:

  • 1 botella de Vino rosado dulce, Finca las Moras
  • 500 ml. de Agua mineral
  • 50 ml. de Jugo de limón
  • Frutos rojos congelados 

Preparación:

En una jarra o ponchera agregar todos los ingredientes, primero el jugo de limón, seguido del vino y agua mineral. Por último los frutos rojos, checar si el dulzor está a tu gusto, si no puedes agregar jarabe natural o incluso azúcar.

Entrada: gazpacho de pepino

Como este clima no deja muchas opciones para entradas calientes, con este gazpacho de pepino además de ser delicioso; podrás seguir con la temática fresca y primaveral del menú.

Ingredientes:

  • 4 Pepinos
  • 250 g. de Yogur natural o griego sin endulzar
  • 1 Diente de ajo
  • 1 Ramita de eneldo
  • 20 ml. de Aceite de oliva extra virgen.
  • Pecanas, almendras y nueces de la india picadas
  • Sal
  • Pimienta

Elaboración:

  • Pela 3 de los 4 pepinos, y deja uno con cáscara para que le de un color más intenso a tu gazpacho, además de dejar un poco más de fibra, trocéalos ponlos a licuar junto con los demás ingredientes, excepto las nueces.
  • Reserva en el refrigerador, dejar enfriar. La idea es que se sirva frío. Para el servicio decorar con las nueces. 

Maridaje sugerido: Vino blanco Ghost Pines, chardonnay.

Segundo tiempo: Albóndigas de lentejas

Siguiendo un poco esta onda ligera por aquello del calor, esta receta está perfecta para sentir un apapacho en la panza sin sentir ese mal del puerco que suele acompañar a los platillos copiosos.

Ingredientes:

Albóndigas

  • 400 g. de Lentejas cocidas
  • 1 Cebolla pequeña
  • 2 Dientes de ajo
  • 2 cdas. de Harina de avena
  • 1 cdita. de Cúrcuma.
  • 1 cdita. de Comino en polvo
  • 1 cdita. de Orégano
  • Aceite
  • Sal 
  • Pimienta

Elaboración:

Picar finamente tanto la cebolla como el ajo, en un sartén saltear primero la cebolla y, ya que esté acitronada, agregar el ajo, después agregar las lentejas y sazonar con sal y las especias.  Con ayuda de un procesado de alimentos o un machacado, aplastar las lentejas con la finalidad de hacer una especie de masita, no debe de quedar como puré, porque así será más difícil de que conserven su forma.  De preferencia hay que dejar una noche la mezcla en el refri o en dado caso un par de horas, ya que entre más fría este, será mucho más fácil poder armar las bolitas. 

Ya que esté fría la mezcla, formar unas pequeñas bolitas y enharinar con la harina de avena; también puede ser con un poco de panko si quieres que tengan una consistencia más firme. En una sartén con aceite bien caliente, dorar una por una las albóndigas hasta que hayan tomado un ligero color dorado.

Salsa jardinera

  • 1 Cebolla grande
  • 2 dientes de Ajo
  • 4 cdas. de Puré de tomate
  • ½ tza. de Vino tinto
  • 700 ml. de Agua o fondo de verduras
  • Aceite de oliva
  • 1 Zanahoria
  • 200 g. de Chícharo

Elaboración:

Pica finamente el ajo y la cebolla, la zanahoria es necesario cortarla en pequeños cubos. En una cacerola con un poco de aceite de oliva saltear primero la cebolla, después el ajo y finalmente la zanahoria. Ya que estén suaves, agregar el puré de tomate y el vino, remover muy bien para que puedan incorporarse todos los ingredientes, después agregar el fondo de verduras y dejar reducir hasta lograr la consistencia de una salsa suave. 

Para servir se recomienda no revolver ambas partes, ya que las albóndigas se mueven deshacer.  Servir calientes las albóndigas y bañar con la salsa. Este platillo se puede acompañar con arroz blanco.

Maridaje sugerido: Vino tinto Campo viejo tempranillo.

Tercer tiempo: Cheesecake en vasito

Como la idea es apapachar a mamá y no hacerla engordar, seguimos con nuestro menú saludable, fresco y ligero.

Mermelada de frutos rojos

Ingredientes:

  • 150 g. de Frutos rojos congelados.
  • 1 cda. Monk fruit o el endulzante de tu preferencia.

Elaboración:

En una ollita a fuego medio pon los frutos rojos y caramelízalos con el endulzante. Ya que hayan tomado una consistencia mucho más de mermelada, licúalos con una consistencia rústica.

Relleno de queso

  • 100 g. Yogur natural sin endulzar
  • 90 g. de Queso de cabra natural o de frutos rojos
  • 2 cdas. de Azúcar
  • 1 cdita. de Cardamomo
  • 1 cdita. de Extracto de vainilla

Elaboración:

En un bowl con ayuda de una batidora incorporar todos los ingredientes, hasta formar una pasta cremosa y suave. 

Base de cheesecake

Ingredientes:

  • 80 g. de Avellanas ligeramente tostadas
  • 40 g. de Avena en hojuelas 
  • 3 cda. de Aceite de coco
  • 1 cda. de Miel de dátil o miel de abeja
  • 1 pizca de Sal

Elaboración:

En un procesador de alimentos o en una licuadora poner todos los ingredientes y tratar de hacer una especie de consistencia de galleta, no es necesario que quede muy fina, pero si debe de estar todo bien incorporado.

Montaje:

En un tazón pequeño, agregar un poco de la mezcla de avellanas y presionar muy bien, la idea es que quede como la base de un cheesecake.  Después agregar un poco de la mezcla de queso, y terminar con la salsa de frutos rojos.  Podemos decorar también con una hojita de menta y un fruto rojo.

Maridaje sugerido: Vino espumoso rosado, Freixenet Rosé

A pesar de que podría parecer un menú muy elaborado, la idea es que se pueda hacer sin tener que pasar tanto tiempo en la cocina y que puedas disfrutar a mamá. El menú está diseñado para 4 personas. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.