fbpx

Old Fashioned: el padre de la coctelería

Si salimos a la calle a preguntar cuál es el cóctel más emblemático, probablemente la respuesta más popular sería: mojito, margarita, martini o quizá piña colada. Pero si se lo preguntamos a los entendidos en coctelería la respuesta suele ser Old Fashioned.

El Old Fashioned es un trago corto que se sirve en un vaso bajo que lleva su mismo nombre, y considerado el padre de los cócteles. Si bien, no fue el primer cóctel, sí fue el primero en ser considerado como tal. Aquí te lo explicamos.   

El origen del coctel

En ocasiones anteriores ya habíamos visto de qué se trata un cóctel hoy en día: es una bebida alcohólica mezclada, que puede ser de uno o varios destilados y/o licores, los cuales se combinan con jugos de frutas, hierbas, bitters, jarabes o alguna crema.

Esta es una definición actual de un coctel, pero fue en 1806 cuando se utilizó por primera vez el termino “Cocktail” en una publicación del diario “The Balance and Columbia Repository” en Nueva York, que lo definía como una combinación de un licor estimulante, agua, azúcar y bitters.

Desde entonces y durante muchos años esta fue la receta que definía la palabra coctel, y que es también la descripción de un Old Fshioned. Claro que hay cócteles más antiguos, pero en todos ellos se cambia algún ingrediente de la antigua receta, mientras que el coctel Old Fashioned tiene todos y cada uno de ellos. Así, se le considera el padre de los cócteles al ser el primero al que se le atribuye este término.  

Además, su nombre deja claro que es un cóctel clásico “Old Fashioned” que se puede traducir como “a la antigua” o “pasado de moda”.  

Old Fashioned, la definición exacta de un coctel

Ahora vayamos al origen, existen varias versiones sobre el origen de este cóctel, la historia más aceptada nos dice que que el Old Fshioned nació en el año 1880, en un club de caballeros llamado Pendennis, en Louisville, Kentucky (ciudad famosa por su bourbon). Se dice que este trago fue una creación del barman del lugar, aunque esto puede ser no del todo cierto, pues presumiblemente este barman utilizo la receta citada anteriormente, pero eso sí, se supone que este hombre fue quien bautizo al trago hecho con la vieja receta y utilizando Bourbon como licor estimulante, llamándolo  Old Fashioned. 

Otra versión nos cuenta que los barmans del siglo XIX sintieron la obligación de innovar esa vieja receta, añadían gotas de licor o de absenta al ctel y lo servían en bonitas copas, estas presentaciones les gustaba a los jóvenes pero no mucho a los bebedores más experimentados, que preferían la simplicidad de antaño. Alrededor de la década de 1880, estos bebedores, para hacerse entender, comenzaron a pedir cócteles preparados “a la manera antigua”  Old Fashioned. 

Lo que es innegable es que el éxito y popularidad del emblemático trago se le atribuye a un coronel del ejercito norteamericano llamado James E. Pepper, quien era miembro del Club Pendennis, Pepper se encargó de llevar la bebida a la barra del hotel Waldorf-Astoria de Nueva York, donde adquirió su gran fama.   

Referencias en el entretenimiento 

El Old Fashioned se convirtió en una bebida tan emblemática que comenzó a referenciarse en otros ámbitos, el cine no perdió la oportunidad de colocarlo como parte de sus historias. La primera aparición en la pantalla grande del combinado fue en la conmovedora Make Way for Tomorrow, un filme de 1937 dirigido por Leo MacCarey, la cinta trata de una pareja de ancianos que se ven obligados a separarse cuando pierden su casa.

En una de las escenas de cóctel más bellas de la historia del cine la pareja se encuentra en un maravilloso último día en Nueva York, visitando el hotel donde habían pasado su luna de miel cincuenta años atrás. El barman les invita a tomar una copa, y el hombre pide «un Old Fashioned, para una pareja old fashioned».   

Casi 75 años después de la película de Leo McCarey, el Old Fashioned regresó a Hollywood: en Crazy, Stupid, Love, dirigida por Dan Fogelman. En esta cinta el personaje de Ryan Gosling lo prepara para Emma Stone, quien es su interés amoroso en la película. 

En el año 2010 apareció Don Draper. El enorme e inesperado éxito de la serie Mad Men lo volvió un trago imprescindible, provocando un renacimiento del cóctel. La serie ambientada en los años 60’s y 70’s  nos presenta durante sus siete temporadas a Don Draper, un exitoso publicista con un claro gusto por el alcohol, y al Old Fashioned (su favorito) como un cóctel clásico y elegante, la imagen que proyecta el mismísimo Don Draper, pues ambos aparecen como una reliquia de otra época. 

Old Fashioned Week

El renacer de esta bebida tuvo un éxito tal que se creo el Old Fashioned Week, una celebración de 10 días dedicados a uno de los cócteles más emblemáticos, una celebración que incluye, degustaciones, masterclasses y una gran variedad de eventos al rededor de la esencia del Old Fasioned. 

Lanzada en el 2015 por Michael Landart en el “Bar María Loca” y Cyrille Hugon of Rhum en París, es un evento que ha crecido de 50 bares en París en su primera edición, 180 bares internacionales en 2016 a mas de 800 bares en todo el mundo en su última edición.

Aunque aún no tenemos fecha para la edición de este año, esperemos que los tiempos nos permitan disfrutar ampliamente de una fiesta dedicada a uno de los cócteles mas simbólicos.   

Las Recetas     

Las primeras recetas para un Old Fashioned estaban alineadas a la perfección con los cánones del cóctel original, es decir: 1 buena medida de Whiskey endulzada con un terrón de azúcar disuelto apenas en agua, y aromatizado con los aceites de la piel del limón. Además de unas pocas gotas de esa magia concentrada que los bartenders han aprendido a adorar, conocida por todos como Bitters. 

Considerado siempre como uno de los clásicos y paradójicamente con su nombre, el Old Fashioned no se salvó del alcance de la modernidad y se ha visto transformado. Algunos cambios han sido buenos, otros no tanto, una de las más populares y que podemos encontrar en casi todos los bares es el acompañado por frutas como naranja y cereza. 

Pero tú decides cual es tu favorito, así que aquí te dejamos ambas:

Old Fashioned Clásico

  • 60 ml Bourbon 
  • 15 ml Agua 
  • 1  Terrón de azúcar o una cucharada sopera al ras
  • 2  Dashes de Bitters de Angostura

Extras

  • ½ Rodaja de naranja
  • 1 cascara de limón
  • 1 o 2 cerezas

Preparación

Para ambas recetas comenzamos diluyendo el azúcar con las bitters y un poquito de agua (natural o con gas) agregamos hielo y Bourbon, revolvemos y en la receta clásica sería todo, en la versión moderna se añaden la rodaja de naranja, perfumamos con la piel de limón y la ponemos en el vaso como decoración junto con las cerezas y la rodaja de naranja.   

Su nombre lo dice todo: el Old Fashioned fue, desde su concepción, una bebida algo anticuada y su éxito a lo largo de las décadas, ha dependido de la cotización de su particular estilo retro en el mercado de las tendencias. Pero si algo nos a enseñado el Old Fashioned es que siempre vuelve.  

Relacionado: ¿Cómo se bautiza un coctel?

*Post publicado originalmente el 8 de febrero de 2021

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.