fbpx

Un viaje por la historia de la coctelería

La coctelería es un mundo apasionante, lleno de cultura, colores, olores y sabores. Esta vez nos adentraremos en conocer su historia.

¿Qué es un cocktail?

Coctel: Es una bebida alcohólica mezclada, que puede ser de uno o varios destilados y/o licores, los cuales se combinan con jugos de frutas, hierbas, bitters, jarabes o alguna crema.

¿Porqué se llama así?

Para empezar, la palabra cóctel proviene de la palabra cocktail (cola de gallo), pero, ¿qué relación tiene una cola de gallo con una bebida alcohólica preparada? Para eso debemos remontarnos un poco a sus inicios. 

Su historia

La historia de la coctelería es un tanto vieja y algo incierta. Si analizamos la idea de mezclar algún destilado con hierbas, frutas o cualquier tipo de saborizante para poderlo disfrutar de otra forma, que no sea puro, ésta es bastante antigua. Recordemos que el mezclar destilados con hierbas fue la forma en la que estos llegaron al mundo, entonces se podría pensar que el lugar de origen de la coctelería son las mismas abadías o boticas donde se mezclaban la ginebra o el whisky con diferentes hierbas, pero tampoco es así, ya que su fin ultimo no era el de degustar un trago, sino el de una cura (aunque bueno todos sabemos que no funciona así). Entonces, la idea de que los romanos en el s. IV a.C. crearon los cocteles, también queda descartada. 

Por lo que moviéndonos en el tiempo podrían haber sido los monjes benedictinos en el s. XVI, pero retomando la premisa de que no eran realizados con el fin de disfrutar, también quedan descartados. Así que solo nos queda la referencia que existe en el periódico de 1806 “The Balance and Columbian Repository” que dice: “a stimulating liquor composed of any kind of sugar, water and bitters, vulgarly called a bittered sling.”; Que en español sería algo como:

“Un licor estimulante diluido por cualquier tipo de azúcar, agua y bitters”

Harry Croswell

Los bitters también son conocidos como amargos, pero no es muy común usar el término en español, suele usarse en inglés. La definición fue escrita por Harry Croswell. Aunque aquí no menciona que sea por placer, sí da más un concepto de lo que conocemos actualmente. 

El origen del término “Cocktail” o “Coctel”

Entonces, ¿por qué el nombre de cocktail llegó a esta época? Hay dos versiones: la primera supone que se debe a Antoine Peychaud. Se dice que este boticario de Nueva Orleans tenía la costumbre de ofrecerle a sus amigos una bebida a base de coñac, azúcar y un bitter. Debido a que no existían muchas de las herramientas que ahora hay para preparar bebidas, Antoine se hizo de ingenio y servía su pequeño cocktail en un coquetier, que es esté pequeño objeto en el cual se comían los huevos pasados por agua. Así que se podría llegar a la conclusión que entre trago y trago la forma de pronunciar coquetier se fuese deformando hasta llegar a cocktail.

La segunda es que se tenía también la costumbre de realizar el “gingering”, que era colocar un supositorio de especias incluido el jengibre a los caballos, para que estos levantasen la cola y se comportaran más juguetones (cock its tail up), varios autores han teorizado que cocktail puede ser una corrupción de cock ale. Y ahora que ya tenemos una idea de donde pudo haber surgido el nombre pasemos a saber un poco más de su historia.

En 1862 se escribe el primer libro recetario “The Bon Vivant Companion or how to mix drinks” en Nueva York por Jerry Thomas, al que algunos consideran el padre de la coctelería, ya que además de crear varias recetas también fue el primer flair bartender. Siendo su cocktail más representativo el Blue blazer, este trago también fue el primero que utilizaba flair y fuego.

Blue Blazer 

  • 2 ½ oz. Rye Whisky
  • 2 ½ oz. Agua hirviendo
  • 1 cdita. Azúcar glass
  • Zest de limón

Se necesitan dos pequeñas jarras de metal, en una se coloca el agua junto con el azúcar y el whisky ardiendo, la idea es pasar de una jarra a otra lo más cuidadoso y separados posible. También se debe aventar el zest de limón al fuego para que este saqué un poco de los aromáticos. 

La segunda ola

En 1887 hubo una segunda edición con la adición de 50 recetas, en 1891 surge otro libro “The worlds drinks and how to mix them” escrito por el bartender William T o mejor conocido como Cocktail Bill. En su portada se puede leer la palabra mixologist.  Es decir que si pensábamos que el término mixólogo era invención de los hípsters, pues no fue así, esta definición aparece por primera vez, en el diccionario Merriam-Webster en 1872, la cual dice: el arte o destreza de preparar bebidas mezcladas a diferencia del término bartender que apareció en 1825 y se refiere a la persona que sirve tragos en una barra.  

Y así como surge la coctelería también surge un movimiento que se hace llamar “Sociedad de la templanza americana” que buscaba reformar la forma de consumir y producir el alcohol en E.U.A. Esto debido a que el consumo de alcohol estaba totalmente fuera de control, recordemos que era muy común que incluso niños lo consumieran sin ninguna restricción, puesto que era menos peligroso que el agua corriente, además de que ofrecer alcohol era señal de hospitalidad, incluso no aceptarlo se consideraba una grosería y total falta de modales.

Es debido a este exceso que los movimientos de templanza tomarían acción desencadenando de estado en estado la prohibición de la comercialización de alcohol, que al final daría como resultado la prohibición constitucional de 1920-1930, que no solo prohibiría la comercialización sino también toda la producción de alcohol. Lo que a su vez daría pie nuevamente a la producción de destilados de mala calidad que tendrían que ser mezclados para hacerlos más fáciles de beber  debido a que su gran mayoría serían destilados jóvenes en su forma más pura (básicamente alcohol puro) además de que surgen los speakeasy  y toda la famosa mafia de Al Capone. 

Coctelería Speakeasy

Cada speakeasy crearía sus propios cocteles, y algunos de los que aún se tiene conocimiento son:

Mary Pickford: Nombrado gracias a Mary Pickford  una bella actriz del cine mudo. Este cóctel contiene ron (el cual era de origen cubano y de contrabando), jugo de piña, licor marraschino y jarabe granadina.

Gin Rickey: Se dice que era el preferido del escritor F. Scott Fitzgerald. Este trago era elaborado originalmente con bourbon, pero a partir de la prohibición se empezó a prepararse con gin, este solo lleva limón y agua mineral.

Mint Julep: Uno de los favoritos de mi abuela, este coctel a pesar de ser ya famoso antes de la prohibición ganó popularidad debido a que sus ingredientes ayudaban a enmascarar sabores indeseados de los alcoholes de contrabando. Este consta de bourbon, azúcar, agua mineral y hojas de menta machacadas.

Como pudimos ver en este pequeño relato sobre la historia de la coctelería, esta ha sido un sube y baja. Afortundamente para nosotros podemos encontrar un sinfín de recetas en línea además de un gran surtido de destilados, licores, bitters e ingredientes a lo largo del año. Así que el cielo es el límite. 

Relacionado: La historia de la trifecta perfecta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.